Mi encuentro con la ciencia del yoga fué un gran motivador para mantenerme relajada y enseñarme a disfrutar plenamente de la vida, tomando las situaciones de una manera ecuánime y estable.
La primera vez que fuí a una clase de yoga fué por recomendacióm médica ya que durante las noches tensaba mucho mi cuerpo, lo que me producía estrés a lo largo del día. Gracias a la práctica del yoga evité una operación que me habían programado y esi fué un gran incentivo para adentrarme y conocer más de esta maravillosa ciencia.
Con poco tiempo de practicar yoga me dí cuenta de los grandes beneficios que habían surgido en mi salud y en mi estilo de vida.

Durante 10 años me dediqué a la práctica del baile, lo que ahora me inspira para poder complementar las prácticas del yoga que comparto con mis alumnos, con elementos del arte y de la belleza del baile y la diversión, diversidad y tranquilidad del yoga.
Mi principal entrenamiento de yoga lo realizo en Sattva Yoga, y lo complemento con mis estudios profesionales de Ingeniería Mecatrónica en el Tencológico de Monterrey.

Te invito y te comparto a que vivas el yoga de una manera divertida y relajada, y que esto lo puedas aplicar a tu vida de la misma manera en la que yo lo he hecho; obteniendo los beneficios no solo al momento de practiar el yoga, sino a través de tu vida y las muchas situaciones por las que diariamente pasamos.

Namasté.

TOP